RSS

Le Roi des Aulnes de Michel Tournier

28 Dic

En el último mes de 2012, hemos leído Le Roi des Aulnes con el que Michel Tournier obtuvo en 1970 un gran éxito entre los lectores, un gran reconocimiento de la crítica francesa y el premio Goncourt.

le-roi-des-aulnesLe Roi des Aulnes es la historia de Abel Tiffauges, propietario de un taller en París, asediado por los signos, que redacta un diario al que llama siniestro porque lo escribe con la mano izquierda, aunque también lo considera siniestro, en el sentido figurado de la palabra, es decir, como algo malo o perverso. “Ces écrits sinistres” que constituyen un tercio del conjunto del texto, cuentan la historia de su niñez, triste y solitaria, en una institución religiosa: el colegio Saint Cristophe. El diario se desarrolla desde el 3 de enero de 1938 hasta el 4 de septiembre de 1939 y en él, Abel cuenta todas sus obsesiones, sus pasiones, sus manías, sus personales interpretaciones a sucesos que van ocurriendo.

Acusado de una violación, que de hecho no ha cometido, Abel se enfrenta de nuevo a los signos que, según él, hacen cambiar la Historia. En 1939 comienza la Segunda Guerra Mundial y él es enviado como soldado colombófilo a Estrasburgo. Luego es hecho prisionero y transportado a Alemania donde permanecerá hasta el final de la guerra. El relato termina con la derrota nazi.

Michel Tournier es un escritor muy culto, estudioso de la literatura y filosofía alemanas, lengua que domina. Toda la novela es un homenaje a la mitología alemana y a un poema de Goethe, pero también una puesta en valor de los símbolos, de los mitos de nuestra cultura occidental, de los ritos iniciáticos y de la manipulación de los signos. Y con estos y otros elementos, el autor ha creado un universo en el que describe con realismo la Prusia-Oriental con sus bosques, sus tierras pantanosas, algunos aspectos del nazismo (Hermann Göring, las Napolas, la exterminación de los judíos) y a la vez la figura del Ogro, la masacre de los inocentes, la “phorie” o el hecho de llevar a un niño en brazos para salvarlo como el Rey des Aulnes o San Cristóbal.

Una novela para leer despacio porque está llena de metáforas, planteamientos filosóficos y argumentos que avanzan de manera sinuosa; no obstante, Michel Tournier consigue construir una novela magistral donde el peculiar relato de la vida de Abel se entrecruza con la historia europea del siglo XX y no deja en ningún momento indiferente al lector.

 Mª Ángeles Lumbierres

Anuncios
 

Etiquetas:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: